Coronavirus

Italia supera los 18,000 muertos por coronavirus; repuntan los contagios

Se siguen reduciendo los hospitalizados con síntomas y los que están en cuidados intensivos.

Telemundo

ROMA - La cifra de fallecidos en Italia por coronavirus alcanzó este jueves los 18,279, al registrarse 610 más en las últimas 24 horas, una cifra superior a los dos últimos días, en una jornada en la que también crecieron los contagios.

Según los datos de Protección Civil, los casos actualmente positivos son 96,877, con 1,615 nuevos contagios desde ayer, un incremento considerable respecto al miércoles (1,195) y que supone casi el doble que los 880 del día anterior.

Los casos totales desde que se detectó el virus el 20 de febrero son 143,626, 4,204 más que el miércoles, y de ellos 28,470 personas ya se han curado.

La parte más favorable de este boletín diario ofrecido por el jefe de Protección Civil, Angelo Borrelli, es que una vez más, una gran mayoría de los positivos (64,873, el 67 %) están en aislamiento domiciliario, y se siguen reduciendo los hospitalizados con síntomas y los que están en cuidados intensivos.

EL GOBIERNO SE DISPONE A PROLONGAR EL CONFINAMIENTO

Con estos datos, que si bien este jueves subieron parecen mantener la tendencia de contención de la propagación, y sobre todo permiten descongestionar algo los hospitales, el gobierno de Giuseppe Conte se dispone a prolongar el confinamiento de los ciudadanos y la paralización de las actividades más allá del 13 de abril, cuando finaliza el actual decreto.

Con el país ya de lleno en la Semana Santa, el Ministerio del Interior ha anunciado que incrementará los controles para evitar desplazamientos de personas que intenten viajar a sus segundas residencias o salir a las playas.

Se espera que el nuevo decreto esté listo el viernes o el sábado y, aparte de prolongar otras dos semanas como mínimo el confinamiento, el poder ejecutivo se está planteando la posibilidad de reabrir algunas actividades económicas.

Iglesias de la zona más afectada por la pandemia están resguardando los féretros mientras los cementerios no se dan abasto.

Tanto el primer ministro Conte como el gobierno regional de Lombardía, la región más afectada por la pandemia y uno de los motores económicos del país, son presionados por los sectores industriales para permitir la reapertura.

"El Gobierno tiene las ideas claras: debemos garantizar la salud de los italianos", zanjó el ministro de Asuntos Regionales, Francesco Boccia, quien hoy acudió a Milán, donde ofreció una conferencia de prensa con el jefe de Protección Civil, Angelo Borrelli, y el alcalde de la ciudad, Giuseppe Sala.

Respondía a una pregunta sobre la solicitud de la Confindustria de las cuatro regiones del norte -Lombardía, Véneto, Emilia-Romaña y Piamonte- para poder reanudar el trabajo.

Conte concedió este jueves que Italia puede comenzar a aliviar gradualmente el bloqueo y permitir el regreso a la actividad a algunos sectores a fines de este mes.

"Si los científicos lo confirman, podríamos comenzar a relajar algunas medidas ya para fines de este mes. Necesitamos elegir sectores que puedan reiniciar su actividad", dijo el "premier" en una entrevista con la cadena británica BBC.

Una mexicana que reside en Italia narra su experiencia de cómo ella y su esposo están pasando la cuarentena y como ha sido la respuesta de las autoridades italianas en comparación a como ella vivió el H1N1 en México.

El primer ministro mantuvo este jueves una reunión por videoconferencia con los agentes sociales precisamente para estudiar esta cuestión, aunque la decisión final se la dictará el Consejo Técnico Científico que asesora al gobierno.

Mientras, el Senado aprobó el decreto del gobierno con $27,000 millones en ayudas para los afectados por la pandemia del coronavirus, pero lo hizo con el rechazo de la oposición, que critica ciertas limitaciones de las medidas.

MEJORA LA SITUACIÓN, PERO LOMBARDÍA BAJA LA GUARDIA

Lombardía, la región más afectada del país que superó los 10,000 muertos, no quiere bajar la guardia.

"Todavía estamos en medio de la batalla" contra el coronavirus, destacó el presidente regional, Attilio Fontana.

"La gente debe entender que aún no hemos logrado ningún resultado aparte de frenar esta epidemia y hacer que la presión sobre el sistema de salud sea menos opresiva. Esto lo estamos haciendo gracias al compromiso de todos, de las personas que desean salir a divertirse y en su lugar deben quedarse en casa. Es la única forma, lo dicen los números", señaló.

Este es el único sonido que rompe el silencio en las calles de Italia, bajo cuarentena desde esta semana por las alarmantes cifras del COVID-19 en el país.

"Hasta hace unas semanas estábamos en una situación en la que nuestros hospitales ya casi no podían recibir a los enfermos. Ahora la situación es más tranquila, pero debemos terminar esta fase, debemos llegar a los 'contagios cero'", añadió Fontana.

Lombardía recibió a un nuevo contingente de 73 médicos llegados de otros puntos del país para ayudar en esta fase de "frenazo" de la pandemia.

MÁS DE 100 LOS MÉDICOS MUERTOS

Y entretanto, la lista de médicos fallecidos con el coronavirus en Italia se alarga y ya son 105. En las últimas 24 horas han muerto nueve "batas blancas", entre ellos una doctora de Mira (provincia de Venecia), de 62 años y madre también de un médico.

La gran mayoría de los fallecidos son médicos de familia, una de las especialidades más golpeadas, según la lista que actualiza a diario la Federación Nacional de Órdenes Médicas, Fnomceo, en su página web.

Su presidente, Filippo Anelli, recuerda que en la lista "se decidió incluir a todos los médicos, tanto retirados como activos", dado que muchos de los jubilados regresaron al trabajo para colaborar en esta emergencia sanitaria. "Nunca dejas de ser médico", señaló.

Entre los trabajadores sanitarios, 28 enfermeros han muerto y hay 6,500 infectados.

"Nunca habíamos pensado llegar a esto... La seguridad en el trabajo es un derecho de los ciudadanos, pero también de los médicos", agregó Anelli. 

Contáctanos