Policía: prende fuego a hijastra de cinco años porque "no dejaba de llorar"

La madrastra de 20 años presuntamente admitió haberle frotado la cara a la niña de cinco años con alcohol antes de prenderle fuego.

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Grand Prairie: Rompe silencio familiar de niña quemada

    Te contamos sobre lo que respondió la madre y la persona que ahora cuida a la pequeña.

    (Publicado sábado 1 de junio de 2019)

    Una mujer de los suburbios de Dallas fue acusada formalmente este viernes de rociar alcohol a la cara de su hijastra de cinco años antes de prenderle fuego, según la policía de Grand Prairie.

    Dalia Jiménez, de 20 años de edad, enfrenta cargos del delito mayor de lesionar a un menor.

    Madre habría quemado a hijastra en Grand Prairie

    [TLMD - Dallas] Madre habría quemado a hijastra en Grand Prairie

    La policía confirmó los hechos, y a pesar de recibir la denuncia dos días después, la mujer intentó engañarlos a todos asegurando lo siguiente.

    (Publicado sábado 1 de junio de 2019)

    “Yo me siento mal como toda la gente que sabe esto. Yo soy un padre y siento feo con lo que está pasando con esta situación ahorita”, dijo el tío paterno de la pequeña Abigail, quien asegura tener a su cargo a la niña de 5 años junto a su esposa. También aseguran tener bajo custodia al hermanito de la menor, quien tiene un año y medio.

    La policía dice que oficiales fueron a la casa de la familia el pasado 13 de mayo después de que un niño había sido reportado como quemado y que necesitaba tratamiento médico. Jiménez inicialmente culpó a las quemaduras a un accidente mientras encendía una vela. Sin embargo, después de que los detectives encontraron inconsistencias en la historia, Jiménez presuntamente admitió que quemó la cara de la niña como castigo por haber gritado.

    Según la policía, Jiménez, la madrastra de Abigail, le quemó el rostro a la niña luego de frotarle alcohol y prenderle fuego porque la menor no dejaba de llorar.

    Greg Parker, detective con el Departamento de Policía de Grand Prairie, dijo que la extensión de las heridas es la más severa que él haya investigado.

    La policía detalla que las quemaduras fueron en las mejillas y en parte de la mandíbula, el cual es un hecho que ha horrorizado a la comunidad.

    “Ay eso me duele mucho, porque yo tengo tres nietos y ambos, el grande y el niño chiquito, que tiene 10 años, y no me gustaría que le pasara algo así. Tengo sobrinos de esa edad también”, dijo Esther Montecillo, quien conoce a la madrastra.

    Dalia, quien enfrenta cargos por presuntamente herir a un menor, salió libre bajo una fianza de $20,000, y por orden de las autoridades la mujer no puede acercarse a los menores.

    Telemundo 39 también intentó hablar con Jiménez, la madrastra de los menores, pero dijo que no tiene nada que explicar.