Video de bomberos causa polémica

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    ARIZONA - La policía de Glendale investiga los hechos en los que agentes del departamento de bomberos fueron captados en video usando presuntamente fuerza excesiva para controlar a un individuo. Según reportes, la familia de James Murillo de 30 años, llamó a los bomberos cuando el mismo comenzó a convulsionar tras tomar ciertos medicamentos. [Notas: Las drogas me dejaron así] Familiares dijeron que Murillo padece de trastorno bipolar y esquizofrenia, pero debido a los mismos medicamentos reaccionó de manera agresiva cuando llegaron los oficiales. Un vecino de la familia comenzó a grabar el video cuando un grupo de bomberos de Glendale ya tenía a James en el suelo. Al ver los hechos, la familia del mismo se vio enfurecida y comenzaron a gritarles a los oficiales que lo dejaran libre, pero los agentes respondieron con insultos y amenazas diciéndoles de que irían a la cárcel. Los mismos también le exigieron al vecino que grababa los hechos que apagara el video inmediatamente. Cuando la policía llegó al lugar de los hechos arrestaron a Murillo bajo cargos de asalto agravado, y el departamento de bomberos de Glendale ofrecerá una conferencia de prensa para hablar sobre los hechos.

    Las más vistas:

    No te olvides de también seguirnos en Facebook y Twitter para lo último en información.