Arizona: En 3 años DACA cambió la vida de jóvenes

Arizona: En 3 años DACA cambió la vida de jóvenes

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    De costa a costa, a través de todo el país, hay historias de éxito de "soñadores", pero uno de los grupos que más se benefició con DACA fue el de los jóvenes indocumentados que viven en Arizona.

    ARIZONA – Cerca de 750,000 jóvenes indocumentados han salido de las "sombras" desde que hace hoy tres años el presidente estadounidense, Barack Obama, anunciase la creación del programa Acción Diferida (DACA), que les otorgó un permiso temporal de residencia y trabajo.

    DACA se convirtió en el verano de 2012 en una luz de esperanza para miles de jóvenes indocumentados, conocidos como "soñadores", que han vivido prácticamente toda su vida en este país y veían su futuro truncado ante las inmensas dificultades que enfrentaban.

    A pesar de la decisión de un juez de suspender temporalmente la ampliación de DACA, el programa original sigue vigente y puede amparar a jóvenes indocumentados que demuestren que llegaron al país antes de tener 16 años y cumplen con una serie de requisitos, como no tener antecedentes penales.

    [También te puede interesar: Juez prohíbe negar licencias a "Dreamers"]

    Video: Jóvenes en Arizona celebran 3 años de DACA

    Video: Jóvenes en Arizona celebran 3 años de DACA
    A pesar de la decisión de un juez de suspender temporalmente la ampliación de DACA, el programa original sigue vigente y puede amparar a jóvenes indocumentados que demuestren que llegaron al país antes de tener 16 años. (Publicado lunes 15 de junio de 2015)

    Un estudio de la universidad de Harvard apuntó en 2014 que el 60 % de los beneficiarios de DACA lograron un nuevo trabajo y el 45 % consiguió un mejor salario.

    Aunque DACA ha sido un importante paso, no todo es felicidad para los "soñadores", quienes aseguran que la meta sigue siendo una reforma migratoria integral que legalice la situación de los once millones de indocumentados que se calcula viven en el país.

    "Es frustrante que tres años después del DACA todavía no tengamos una reforma migratoria, que nuestros hermanos y padres sigan en un limbo", dijo a Efe Erika Andiola, codirectora de la Dream Action Coalition.

    La reforma está estancada en el Congreso y el intento de Obama de ampliar DACA y crear la Acción Diferida para Responsabilidad de los Padres (DAPA), que busca amparar a cinco millones de padres de ciudadanos estadounidenses o con residencia legal, está suspendida por orden judicial tras una demanda de 26 estados liderada por Texas.

    A pesar de estos reveses, la activista resaltó que durante estos tres años no se han quedado de "manos cruzadas" y han obtenido importantes victorias, especialmente las licencias de conducir para los "soñadores" en todo el país o matrículas universitarias como residentes en algunos estados.

    [Nota relacionada: Acción ejecutiva: Preguntas frecuentes]

    De costa a costa, a través de todo el país, hay historias de éxito de "soñadores", pero uno de los grupos que más se benefició con DACA fue el de los jóvenes indocumentados que viven en Arizona, estado conocido a nivel nacional por sus duras leyes en contra de la inmigración ilegal.

    "Este programa nos benefició muchísimo, abriendo oportunidades de trabajo, de superación y, sobre todo, nos dio un respiro sabiendo que nos daba una protección para no ser deportados y poder quedarnos con nuestras familias", dijo Andiola, que fue amparada bajo DACA.

    Otra joven que también vio cómo cambiaba su vida fue Belén Sisa, una joven inmigrante originaria de Argentina que llegó a EE.UU. cuando tenía 6 años.

    "En el 2010, cuando cumplí 16 años de edad, mi madre y yo vimos por televisión a la gobernadora firmar la ley SB1070 (que criminaliza la presencia de los indocumentados). Recuerdo las lágrimas en sus ojos, ella tenía miedo, todos teníamos miedo de que en cualquier momento pudieras ser deportado", dijo Sisa a Efe.

    Pero ahora los "soñadores" tienen la mira puesta en las elecciones presidenciales de 2016, ya que saben que el futuro de DACA y, por consecuencia el suyo propio, estará en manos del que se convierta en el próximo presidente de Estados Unidos.

    También te puede interesar: Rumbo al norte en el tren "La Bestia". Presiona aquí para ver todas las imágenes.