Gran paso en Arizona a favor de gays

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Foto: Getty Images

    ARIZONA - Una nueva regulación en la ciudad de Tempe le prohíbe a los negocios e individuos discriminar a trabajadores, basado en su orientación sexual. Los votantes aprobaron la proposición 475, en la cual se tiene como enfoque, hacer valer los derechos humanos de las personas, sin importar sus preferencias sexuales. Esta misma también explica que si no se respeta la regulación, las personas o empresas podrían pagar multas de hasta 2,500 dólares. La aprobación de la misma significa un logro para muchos activistas y grupos de LGBT, pues esperan que la misma sirva de ejemplo para otras ciudades del estado. El voto del público llamó la atención de dicha regulación después que el concejo municipal votara, anteriormente, para aprobar una ordenanza que prohíbe la discriminación contra personas de cualquier sexo, al momento de solicitar empleo, vivienda y varios servicios públicos. Sin embargo, la misma no proveía protección para los trabajadores municipales de Tempe, lo cual muchos consideraban inapropiado.